viernes, 12 de septiembre de 2008

Musica prestada




Llevo tiempo sin tener muchos ánimo para escribir, tal vez, no escribo por el mero hecho de que no quiero recordar la tristeza de estos últimos días.
Esta canción siempre me animó, es una válvula de escape, tocarla con mi guitarra y cantar con todas mis fuerzas, calentando el alma. Y como hoy no tengo muchas fuerzas, prefiero escucharla en boca de Esta tremenda señorita que tan bien sabe contar historias y hacerlas bailar.

4 comentarios:

anabuscaunsitio dijo...

sabes.. kizas deberias sacar un poquito de fuerzas e intentar tocarla. Si siempre te dio animos.. quien sabe.
Sabes yo tn toco la guitarra, y tb la toco en mis momentos bajos :P aunq en los momentos de superbajo tb la dejo de lado, pero pq me da por tocar las canciones mas tristes q pillo por delante..
Animo e intentalo, ya sabes lo bien q sienta la musica

Ljn.- dijo...

.



La música ayuda a hacer catársis,
a mi me pasa igual que a vos.
Sólo que yo canto =)
saludos y gracias x visitarme!



-

fredoomlady dijo...

que bella cancion... obviamente la conocia a ella pero esa cancion nop jejej
saludos espero que la penita valla pasando y puedas irte reponiendo y armando de mucha fuerza ...
muchos animos y sonrricitas :)

MARIO ALONSO dijo...

¿Sabes una cosa? En esta canción hay una frase que tengo reservada para incluir en alguno de mis posts... aunque, tal como me siento, la incluiría en casi todos: "hoy no tengo fuerzas pa subirme al mundo".

Sin embargo, me subo cada día y lo haré siempre. Y espero, alguna vez, contribuir con mi pequeño granito de arena para que el mundo sea mejor.

Me encanta que hayas pasado a verme, y me gusta mucho lo que dices. Buscaré mis momentos para pasarme por aquí, será un placer.

Por cierto... envidio a todo aquel que sabe tocar la guitarra. Yo del laúd y la bandurria no pasé.

Besitos.