martes, 4 de noviembre de 2008

Reloj Roto



Incesante mi búsqueda de un tiempo flexible.
La utopía de jugar a suplantar a Cronos.
Inocencia rota cuando mi edad suponía una sola cifra.
Presiento y siento edad de hielo en mi día…

Y ruego me perdonen éste, mi desvarío parco en palabras.




5 comentarios:

Gabiprog dijo...

Ruego me avises si descubrir ese tiempo maleable.
Y no te perdono tus palabras. Te las agradezco.

Besos.

(y no por su parquedad, si no por su inmensidad).

MARIO ALONSO dijo...

Dime, amiga, qué es lo que hay que perdonar...

Ojalá todo el mundo desvariase así.

Me dejas intrigado con la "inocencia rota cuando mi edad suponía una sola cifra"... uy, cómo suena eso...

P.D. Me encanta la imagen que has elegido... (¿te importaría si en alguna ocasión la utilizase? Por favor, dime tranquilamente que no, lo entendería perfectamente)

LiLiTh (NeFeSh) dijo...

Hola Dhanaev:
Me ha llegado mucho tu comentario, de hecho me tiene aún un poco aturdida. ¿De dónde eres? Yo soy mexicana, y en mi tierra nos han caído los exiliados de un montón de dictaduras, guerrillas y exterminios.
Un beso, hay que armarnos de valor. Y el valor de escribir sí cambia al mundo. Sigamos en ello.

Dhanaev dijo...

Gabi: Estoy en trámites para lograr la pócima, si hay avances, te informaré :) Besos

Mario: Pido perdon por los desvarios. Y lo de la inocencia, tengo un TCA, desde hace muchos años... (hay alguna entrada al principio del blog, si quieres leer) La imagen, la tomé prestada de Google, así que tómala (si te dejan jeje) besos

Lilith: Ya te contesté en tu diván, española, pero con inquietudes, Besos cielo

Nel.la dijo...

Mmmm... me gusta tu desvarío: parco en palabras, pero de enorme significado.

Creo que somos nostros los que le ponemos límites con relojes, horarios, calendarios... algo imprescindible en esta sociedad, pero creo que respecto a las cosas importantes de la vida, el tiempo no debería tener cabida, y mucho menos servir de límite.
¿Cómo cuando disfrutamos del tiempo parece que se nos escurra de las manos, o al aburrirnos el tiempo parece que nunca pase?
A veces creo que eso del tiempo es una actitud interior: si uno se agobia en pensamientos de todo lo que tiene que hacer en determinado espacio de tiempo, parece que no le cunde, y si te lo tomas como: "detrás de una cosa, la otra", parece cundir mucho más, incluso acabamos antes de lo previsto las cosas... Todo es ponerse a actuar en vez de pensar (como estoy haciendo ahora, pensar demasiado).

En fin, esto sólo era una divagación filosófica de las mías.
El tiempo, lo veamos como lo veamos, es un regalo muy especial: cada minuto es único, ya que nunca regresará. Nosotros elegimos cómo vivirlo. Y ahí se esconden los secretos más importantes de la vida: HOY, AQUÍ y AHORA.
Es muy importante no perder el tiempo en detalles insignificantes, saber priorizar y nunca olvidarnos de hacer aquello que es más importante para nosotros (aquello importante de verdad, aquello que no quisiéramos no hacer o dejar a medias antes de morir..).

Nunca dejemos que el tiempo nos atrape, atrapemoslo nosotros a él.